Bienvenidos

Gracias por estar aquí, tanto si vienes por el análisis de una oposición concreta; como si es porque te apetece leer unos consejos para afrontar mejor tu examen; o porque quieres ver algunos productos que recomiendo; o porque tienes la cabeza a punto de explotar entre una bolsa de trabajo y otra y crees que te vendrá bien un poco de ayuda; o porque quieres saber cómo ha sido mi camino hasta lograr mi sueño enfermeril con diario de una enfermera opositora. 

Sea por lo que sea gracias por leer mis palabras, espero que te sean de utilidad y que resuelvas las dudas que tengas. 

Disfruta de los contenidos (:

El día que grabé mi primera clase de correción de simulacros (:

¡Bienvenidos a mi blog!

Lo primero que haré es presentarme, soy Ángeles García y soy ENFERMERA, pero no una enfermera cualquiera, una de esas que se ve que les gusta lo que hacen, que les encanta su trabajo y sueñan con poder conseguir ser mejor cada día, de las que luchan y no se cansan y son resilientes con lo que venga, una enfermera con el corazón. 

Terminé mi carrera universitaria como graduada en enfermería en el 2016 y a día de hoy me dedico a estudiar las oposiciones y espero con muchas ganas la llamada de la señora de la bolsa para poder hacer lo que más me gusta este verano... SER ENFERMERA!

He creado este blog con muchos fines e ideas que iré centrando poco a poco, me gustaría hacer un espacio donde ayudar a otros compañeros a prepararse las oposiciones y exámenes importantes como el EIR y también echar una mano a los nuevos compis que acaban de terminar la carrera. Por supuesto, diré mi opinión respecto a algunos temas y daré muchos consejos que, a mí, me vienen bien para los exámenes. 

La verdad es que cuando yo terminé no sabía muy bien qué hacer y creo que hay varias cosas que son importantes y qué no nos cuentan en la uni ni en muchos sitios. También me gustaría dar a conocer a muchos enfermeros que son un ejemplo enorme y que nos ayudan a conseguir que el camino para lograr el sueño enfermero sea algo más sencillo.

 En resumen, quiero que éste sea un sitio donde poder compartir experiencias, conocimientos y, sobre todo, donde pueda dar rienda suelta a mis ganas de ayudar a los demás y donde se aprecie lo importante que es tener la profesión más bonita del mundo. 

Prometo motivación y opoconsejos para hacer que los días de opozulo sean más amenos y sobre todo os aseguro que intentaré dar lo mejor de mí en esta idea. Antes de empezar a poner nada me gustaría dar las gracias a mi familia y amigos por apoyarme en esta idea y a todos los compis enfermeros que he conocido tanto por facebook como por wasap porque son una grandísima parte del camino y estoy muy contenta de conocer a gente tan maravillosa en este camino. Gracias a todos por ayudarme a conseguir un título para el blog, he dudado entre muchos y al final me he decidido por éste por que los que me conocen de verdad saben que es el que me pega y porque es el que mejor me define.

Sin lugar a dudas nos tendremos que poner las pilas y llevar bien cargada la mochila porque... AQUÍ EMPIEZA EL CAMINO PARA PODER LOGRAR EL SUEÑO ENFERMERO!!

PD: Me encanta esta lámina de ENFERMERA EN APUROS!!

Os dejo aquí el enlace a su página web, en otro post hablaré de las grandes tiendas para enfermeras que podéis encontrar la verdad que a mí me encantan y tengo muchas cositas que hacen que ser enfermera mole todavía más!!

La imagen que utilizo es una lámina de Enfermera en apuros, actualmente ya no la tiene en venta (:

Bienvenidos compañeros, bienvenidos a todos: Enfermeros, auxiliares, administrativos, médicos, celadores, maestros… A TODOS!!

En primer lugar quiero dejar claras una serie de cosas:

-No soy ninguna empresa, sólo soy una persona Ángeles García.

-No quiero venderle nada a nadie.

-No quiero lucrarme con esto.

-No soy un sindicato (aunque hablaré de ellos).

-No soy una academia (aunque hablaré de ellos).

-No soy ninguna tienda (aunque hablaré de ellas).

-No soy personal estatutario fijo (como os digo estoy opositando para lograr serlo y espero serlo pronto, os contaré todo mi camino en Diario de una enfermera opositora).

-No quiero ofender a nadie con mis comentarios o publicaciones.

El objetivo de esta página es ayudaos a todos a conseguir vuestras metas haciendo este largo camino más ameno.

Yo, soy enfermera, actualmente tengo 23 años y muchos sueños entre ellos lograr TRABAJAR COMO ENFERMERA. Pretendo ayudar y aconsejar, no porque yo sea la mejor (ni mucho menos), si no porque he vivido algunas experiencias que me han enseñado mucho y porque creo que es necesario un espacio como éste para que cuando alguien termina una carrera universitaria como es la enfermería sepa qué es lo que viene después a qué cosas se enfrentará, qué opciones tiene y las ventajas y los contra de tomar un camino u otro.

También quiero hablarles a los que han elegido esta profesión, a los que están estudiando un examen a conciencia (sea cual sea la categoría) y a los que creen que todo es posible (sobre todo a éstos últimos porque son como yo).

En este espacio hablaré desde mi experiencia personal y diré MI OPINIÓN de muchos temas, os pido respeto hacia mis ideas como yo también respetaré las vuestras porque es muy importante aceptar las críticas y saber desarrollar un pensamiento crítico a lo largo de nuestro camino.

Mis consejos pueden ser mejores o peores y podéis pensar al respecto lo que queráis, de hecho, me gustaría que me dijerais cuando no estáis de acuerdo conmigo, porque yo, como buen ser humano que soy, también me equivoco. Además, en estos temas de oposiciones y experiencia siempre hay alguien que sabe más que tú y cada día se aprende algo nuevo.

Hablaré de academias, de productos para enfermeros, de enfermeros muy reconocidos, de grandes profesores que me han marcado, de sitios interesantes donde debemos acudir para resolver nuestras dudas, hablaré de los sindicatos, de cómo preparar un examen de larga duración para conseguirlo, de cómo entrar en las bolsas y de cómo estar motivado para conseguir un sueño.

Aunque no seas enfermero puedes quedarte, de hecho, quiero que te quedes. Porque si estás estudiando un gran examen, si necesitas un poco de orientación y motivación o si simplemente quieres conocer experiencias diferentes te recomiendo que te quedes, tengo muchos amigos y amigas administrativas, médicos, celadores y auxiliares que también pelean por el sueño de conseguir una plaza y me han recomendado que haga esto porque saben que se me da bien animar a los demás, porque me enfrento a los exámenes como vienen y tengo actitud positiva para que no me frenen los obstáculos y quiero que los que me leáis también sepáis como conseguirlo y que creáis en vosotros.

Estoy segura de que de aquí saldrán muchísimas cosas buenas, de que conoceré grandes personas y ayudaré a orientarse a muchas personas. Ya he hecho la página de Facebook donde iré subiendo los enlaces de los post para que os aparezcan más fácilmente, también tenéis la cuenta de instagram donde iré compartiendo las novedades que sepa.


¿Cómo empecé mi camino en la Enfermería?

Yo soy la de la izquierda, esta foto nos la hicimos en el .Ministerio en Madrid.

Desde muy pequeña mis padres siempre nos han inculcado a mí y a mi hermana lo importante que es estudiar para llegar a hacer lo que quisiéramos sin depender de nadie. Ellos, no tuvieron la oportunidad de estudiar porque empezaron a trabajar muy jóvenes y nos decían que ahora teníamos una gran oportunidad y no debíamos desperdiciarla, ahora todo el mundo puede estudiar si se esfuerza por hacerlo, si lo piensas el único trabajo que tenemos hasta los 16 años es estudiar. Me han enseñado valores muy importantes que me han hecho crecer muchísimo como persona. A día de hoy sólo tengo palabras de agradecimiento y de orgullo hacia ellos porque soy como soy por lo que me han enseñado y por lo que me apoyan cada día. 

Cuando estaba en bachiller no tenía claro lo que quería estudiar, me gustaban las ciencias de la salud y no sabía bien por dónde tiraría. Cuando nos dijeron que eligiéramos la facultad que queríamos ir a ver me llamó la atención la carrera de enfermería y fui allí. Lo cierto, es que no hay ningún sanitario en mi familia y, por suerte, nunca hemos tenido enfermedades graves o cosas que hicieran que tuviera una devoción extra por la sanidad, lo que quiero decir es que cuando decidí estudiarla no tenía vocación. Dudaba entre enfermería y medicina, sobretodo porque sacaba muy buenas notas y, claro, mucha gente me decía con tus notas llegarás a medicina si te lo propones, pero lo cierto es que no me decanté por una u otra hasta que fui a ver la universidad y valoré la figura de la enfermera.

Ese día, el profesor Antonio Cola nos contó en una breve charla la importancia de la enfermería y lo que era el trabajo de los enfermeros y me gustó mucho, me encantó la facultad con esos maniquíes requetepinchados. Cuando hice la selección de carreras en la PAEG puse como primera opción Enfermería en Albacete. Otra cosa que siempre me tiró para atrás de la medicina es que la veía como una carrera agotadora con tantos años y tanta teoría y después pensé que la enfermería me pegaba más, por eso elegí estudiar enfermería, no soy una médico frustada, soy ENFERMERA y me encanta (: 

A día de hoy, pienso en ese momento de indecisión y me doy cuenta de que no habría podido elegir mejor. Estoy muy orgullosa de la profesión que elegí y, ahora sí que puedo decir que he desarrollado la vocación y que me encanta lo que hago. Creo que las enfermeras somos una parte muy especial en el cuidado de la salud y que tenemos una “magia” que nos hace ser muy importantes. Nuestra profesión me encanta por muchas cosas: me encanta porque acompañamos al paciente durante todo su proceso, somos su apoyo, su voz y su consuelo cuando no sabe a quien acudir; me encanta porque los vemos desde que nacen hasta que envejecen y formamos parte de su día a día, ayudándoles y resolviendo las dudas que les surgen; me encanta todo de mi profesión y me encanta dar el máximo cada día, dando lo mejor de mí para que mis pacientes sepan que me encanta lo que hago, para que se note que mi profesión es vocación y ayudarles en todo lo que pueda.

Mi madre siempre me ha dicho que, eligiera la profesión que eligiera, me dedicase a ella al 100%, que no dejará mis sueños atrás por ser madre, por tener un marido o por hacer lo que otros me impusieran. Gracias mamá, por todos tus consejos, tenías razón y lo pienso hacer cada día porque estoy segura de que he acertado con mi trabajo. El camino va a ser largo para conseguir poder dedicarme a ello como un trabajo “fijo” pero estoy segura de que el día que lo consiga vas a estar conmigo para verlo. 

_______

Os voy a contar mi experiencia personal para que veáis lo importante que es rodearos de familia que os apoye en el camino que elijáis: 

El primer año que me presenté al EIR había estudiado sólo 3 meses, hice el curso completo con Ifses, pero ese año acabé la carrera, me casé, trabajé en una residencia (ya os contaré…) y en el bar y, finalmente, estudié un poco. Cuando salí del examen pensé que no se me había dado tan mal, tenía buenas sensaciones después de todo y los que sí habían estudiado tenían muy mala leche y yo no lo veía así. Para eso la actitud que tuve en él fue clave (lo contaré todo en la sección #examen). Al llegar a casa de mi madre para contarle qué tal le dije que me había llamado mucho la atención la de gente que había en la puerta de la facultad. Si no habéis ido nunca, imaginad que salís del examen y en la puerta hay muchísima gente con pancartas, ramos de flores, gritos… yo, no lo había visto nunca y aluciné, de hecho eso hizo que me diera cuenta de lo importante que es este examen para muchas personas, es su sueño y ahí están esas familias para apoyarles (OLÉ).

Cuando se lo conté a mi madre me dijo que tendrían que haber ido ellos, yo, le dije que no pasaba nada que no lo llevaba bien reparado y tampoco sabía que la gente hacia eso. Ese año me quedé a 60 puestos de haber cogido plaza, corto en la 1060 y yo era la 1122 (qué rabia e?, lo peor fue lo que me paso en el posteir pero eso lo dejo para la sección del examen), aunque pensaba que no llegaría y si me llegaba y no era Albacete no lo iba a coger me llamaron para ir a Madrid y fui con mi madre y mi hermana, pasamos un día bueno por allí y aunque al final no llegué a entrar cuando ya nos íbamos mi madre dijo “bueno, el año que viene venimos el día de antes y ya tendrás plaza seguro”.

El segundo año que me presenté lo había empezado a estudiar por mi cuenta con muchas ganas, el hecho de verme a tan pocos puestos hizo que me diera cuenta de que si me esforzaba más lo podría conseguir. Empecé organizándome muy bien y trabajando los temas de Ifses, me apunté a un curso que sacaron en SATSE para preparar la ope de Sescam y así, el hecho de ir a clases me ayudaba a centrarme más. Pero en verano paré por volver a trabajar en el bar con mi chico y no volví a enganchar hasta diciembre viendo que se pegaba mucho el examen y no había hecho nada.

Cuando terminé el examen, salí tan campante huyendo de la masa de familiares de la puerta y llegué al coche pensando que, después de no haber estudiado apenas no se me había dado tan mal, iba corriendo por llegar al bar pronto porque encima el examen coincidió con la noche de carnaval en el pueblo y estaba lleno de reservas. Cuando llegué al coche mi madre estaba ahí, esperándome, me dijo que como sabía que al coche iba a ir seguro así no me escapaba sin verla. Me quedé perpleja, no la esperaba pero me encantó verla. Me había llevado hasta un café y unos dulces por si no había merendado en el examen (me llevé cosas ya os contaré, pero para una madre nunca es suficiente merienda). Tras corregir ese examen quedé peor que el anterior (era lo lógico, además usé una técnica que me vino fatal), pero lo que os quiero contar es que a estos familiares es a los que os tenéis que agarrar en vuestra preparación, gente que deseé que tengáis la plaza tanto como vosotros mismos y que se les llene la boca hablando de vosotros. 

Después de ver mi posición en ese examen y lo “poco” que quedaba para el examen de SESCAM decidí que ya era hora de centrarme en mí y empecé a organizarme bien el estudio como os conté el otro día porque ahora sí que sí esté va a ser mi año. A día de hoy, estoy muy contenta y creo que el día del examen tendré posibilidades y pensaré de verdad que he hecho todo lo que está en mi mano por conseguirlo. Ya os he puesto un poco más al día de mi historia enfermera, al fin y al cabo esto es un blog personal y creo que mi historia os vendrá bien para valorar a qué tipo de personas queréis tener a vuestro lado en este largo camino al sueño enfermero. En la experiencia os he hablado de mi madre pero tengo muchos pilares más importantes para mí, destacó a mi hermana y a mi padre porque siempre están ahí y a muchos amigos y más personas que me ayudan cada día.

 

Gracias a todos los que me leéis, a los que me apoyáis y animáis cada día a seguir. Si te ha gustado lo que pongo puedes compartirlo y así entre todos nos ayudamos un poquito más.